Google+ Followers

sábado, 14 de abril de 2012

“LA MONARQUÍA SE CAE”


El título de este artículo no es que esté mal escrito, sino que he intentado hacer un juego de palabras. Ya sé que es el monarca y no la monarquía el que se ha caido y roto la cadera por tres sitios, aunque dicen que primero te rompes y luego te caes.
Que se cayó en Botsuana durante un viaje privado, me preguntaba qué narices haría en Botsuana. Ahora ya lo sé, ya se ha filtrado. El hombre estaba nada más y nada menos que cazando elefantes. ¿Pero es que ya se han desmelado del todo y se han decidido a cabar su propia tumba? ¡Es ya no hacen ni una bien! Muy mal lo de cazar elefantes, y fatal en estas circunstancias de crisis económica irse de safari. En eso invertimos nuestro dinero los españoles, será el pensamiento que tengamos muchos.
Y tan tranquilo sin ir a ver al nieto, como se quejan las mujeres de mi pueblo.
Primero, Felipe niño, al que la prensa gusta de llamar Froilan supongo que porque le da un tono un tanto ridículo, perdón por los Froilanes del mundo -que se sepa además que ese nombre le fue impuesto al ser los padres Duques de Lugo y ser éste el santo patrón-, digo, primero al chaval se le dispara la escopeta y cuando estaba con su padre y le deja el pie agujereado y ahora el abuelo vuelve a caerse.
De lo del niño he de decir que he leido barbaridades estos días como por ejemplo “qué lástima que no se lo haya dado en la cabeza y así un Borbón menos”. Vamos a ver, no seamos bestias. Borbón o no, es un niño. Nadie debe alegrarse de una cosa así.
Después de la irresponsabilidad del padre al permitirle usar una escopeta no autorizada para su edad. Pero no pongamos el grito en el cielo, en los pueblos por lo menos, siempre hay cazadores, y se sabe que de siempre los padres y abuelos han instruido a sus hijos y nietos en el uso de la escopeta. Que no esté permitido no significa que no sea casi una “tradición familiar” y tampoco exculpa de culpa al padre.
Cuántos han hecho el chiste fácil con aquello de que los Borbones y las armas no se llevan bien, sacando de nuevo a colación el fatal accidente del rey Juan Carlos cuando disparó a su hermano con resultado de muerte. Yo creo que eso no se supera nunca y que tampoco está bien que hagamos chistes con episodios de este tipo.
Pero es verdad que en estos últimos tiempos parece que la familia real está en una isla rodeada de cocodrilos. El desfalco de Urdangarin ha acabado de rematar la animadversión de muchos hacia la monarquía y no es para menos. Lo que ha hecho ese hombre y su esposa tiene un nombre, pero va más allá de la estafa, el robo o el desfalco, ha atentado directamente contra la imagen y credibilidad de la casa real y como no, de nuestro país.
Que el asunto lo sabía el rey y por eso la pareja se fue a Estado Unidos, no creo que nadie lo dude. Que este tipo se irá de rositas y que ella no pisará ni el juzgado, también lo creemos.
Pues miren, en este caos pienso que Urdangarin debería ser juzgado no sólo por sus delitos económicos sino por “atentar contra la institución monárquica y la imagen de España” igual que se les atribuyó en su día a radicales que lo proclamaban a voz en grito en sus mítines. Creo que debe acabar con sus huesos en la cárcel y que la señora debe ser condenada a devolver el dinero aunque para eso tenga que vender todos sus bienes e hipotecarse de por vida. Por supuesto nada de representación ni de vida pública, ella se lo ha buscado. Y además voy a añadir que el rey no debería usar sus influencias para que esto no se produzca, sino todo lo contrario. Urdangarin debe caer con todo el equipo y ser un ejemplo. Y es necesario porque los ciudadanos ya no creemos en nuestras instituciones ni judiciales ni políticas y necesitamos creer en algo.
En estos tiempos de crisis no podemos consentir que esto pase. Nos sentimos engañados, burlados, abandonados, estafados... No me extraña que se reclame la instauración de una nueva República.
Pero con todo el dolor he de decir que aunque pienso que la democracia, como decía Lincon es el menos malo de los sistemas y la República la mejor forma de gobierno, mucho me temo que los españoles seguimos sin estar preparados para ello y a la mínima la volveríamos a armar. Es sólo una impresión.

2 comentarios:

  1. Yo sinceramente pienso cuando veo estas noticias me viene a la cabeza el día que nacio mi hija y la lleve por primera vez al cole coincidio con el primer dïa de la hija de los principes estuvo en todas las portadas de los telediarios y portadas de periodico y revistas.
    Me estuve fiandome dos dias por si por alguna de aquellas sacaban a mi hija el resultado fue evidente no salio en ninguna portada, ni telediario Etc...
    No me creo que no pueda dormir pensadno en todos los que estamos en la INEM.
    Un saludo

    ResponderEliminar
  2. Gracias por tu comentario. En efecto, somos personas anónimas, a veces hasta invisibles. Yo tampoco creo que le quite el sueño el número de parados que hay en España.
    De todas formas a nosotros tampoco nos lo quitan los niños que mueren de hambre cada día en el mundo y, aunque sintiéndolo mucho, también son anónimas las víctimas del tsunami en Japón.
    También me parece ante todo de mal gusto y de ningún interés, que saquen a la niña de la Esteban cuando se va a la playa con su madre, o a menganita cuando se casa, o...
    Nadie saca a los de a pie, porque los reporteros de "Callejeros" sacan las miserias y los del corazón a los famosos.
    Los grandes olvidados somos los "normales", pero creeme si te digo que prefiero no ser portada de nada, a no ser que fuera por mi trabajo.
    Saludos.

    ResponderEliminar